Buscar por

¿Cómo y dónde guardás tu perfume favorito?

Nuestra evaluadora olfativa da consejos para garantizar mayor durabilidad e integridad de tus fragancias preferidas.

Publicado en: 27 mar. 2019, 16:03

¿Alguna vez te pusiste a pensar si el lugar que elegiste para guardar tus perfumes es realmente el ideal? Luciana Parra, evaluadora olfativa de Natura, asegura que el lugar donde guardamos el frasco es determinante para la conservación de la fragancia por más tiempo.

Muchas veces no tenemos en cuenta el almacenamiento adecuado de los perfumes por dos razones. La primera está vinculada a que, elegido termina siendo el más cercano o de fácil acceso. A continuación, te damos algunos tips para elegir el rinconcito perfecto para tus perfumes en casa:

1. Lugar seco
Recordá que el perfume es un producto muy delicado. La mejor forma de guardarlo es en un lugar seco y, preferentemente, que no tenga luz, calor ni humedad. Si estas condiciones varían, la fórmula puede sufrir reacciones químicas, perdiendo el color y el aroma mucho más rápido.

El eau de parfum Luna, por ejemplo, tiene una duración de su fragancia de tres años, (dato comprobado luego de testeos y fórmulas en el Núcleo Olfativo de Natura). Teniendo en cuenta esto, el placard sería el lugar perfecto para guardarlo y el baño, el peor.

¿Estás pensando en tus frascos apoyados en una bandejita encima del lavatorio o decorando un rincón de tu habitación? No te preocupes. Ahora podés cambiarlos de lugar, y así prolongar al máximo la vida útil de tus perfumes favoritos.

2. Dentro de la caja
¿Tirás la caja del perfume luego de comprarlo o de haberlo recibido de regalo? Según nuestra evaluadora olfativa, eso no es lo recomendable. Conservarlo en su caja previene que el frasco se quiebre en caso que se caiga y también que el perfume esté expuesto y sufra las condiciones mencionadas anteriormente.

3. Tomar todos los recaudos nunca está de más
Además de ocuparte del lugar indicado para conservar mejor el perfume, hay otros cuidados que también son importantes. Uno de ellos es limpiar con un paño seco o levemente humedecido con alcohol la caja y el frasco, dos veces al año, para evitar que acumulen moho, humedad y polvo.

¿Cómo y dónde guardás tu perfume favorito?

Lea más